Sin tren por el PP

La eliminación del paso a nivel de El Puche será realidad por la constancia de los almerienses en una justa petición que los socialistas asumimos hace años: la reclamación a Rajoy y al alcalde de que acabara con este punto negro de la ciudad de modo urgente, ante el peligro diario para quienes lo cruzan a pie o en vehículo.

Suprimirlo se conseguirá, aunque no sin agravios. A diferencia de otras ciudades en las que el Gobierno asume el coste íntegro de estas actuaciones, en Almería tendrán que aportar dinero el Ayuntamiento y la Junta de Andalucía. Además, la alegría de acabar con este obstáculo, impropio en una capital del siglo XXI, se acompaña de una mala noticia, consumada por los dirigentes del PP, pues dejarán Almería sin tren más de un año, mientras que duran las obras.

Leer más Sin comentarios

La participación, un derecho

El espectáculo que está ofreciendo el equipo de gobierno del PP en el Ayuntamiento de Almería con la accidentada puesta en marcha de la aplicación de móvil “Almería Participa” demuestra esa forma tan peculiar que tienen los mandatarios populares de entender la “participación ciudadana”. A modo de resumen baste señalar que es la tercera vez que la aplicación se pone en funcionamiento, después de dos intentos fallidos, en los que los ciudadanos llegaron a votar el nombre de la nueva biblioteca municipal.

Ahora, a la de tres, comprobamos que esta herramienta de participación puesta en marcha por el PP no ofrece las mínimas garantías de transparencia, confidencialidad y verosimilitud que cabría esperar para dar soporte a un proceso participativo de una institución pública como es el Ayuntamiento de Almería. Por lo que sabemos, permite votar a una misma persona con varias identidades, los datos de quienes se registran van a manos de una empresa privada merced a posibles estrategias comerciales, y no tenemos garantías de que quienes votan sean vecinos de Almería y no robots que operan en grupo desde algún lugar recóndito del planeta, atendiendo a instrucciones que desconocemos.

Leer más Sin comentarios