Pacto con la ciudadanía

La amplia mayoría conseguida por Susana Díaz en las elecciones del pasado domingo va a permitir que la presidenta andaluza forme en solitario un gobierno estable y fuerte, que dé confianza y seguridad a los ciudadanos. Ya durante la campaña electoral, Susana Díaz avisó de que su pacto era con los andaluces, con los nueve millones de andaluces, expresando de este modo, no sólo que rechazaba cualquier acuerdo que pudiera limitar la voluntad expresada por los ciudadanos, sino que su único objetivo a la hora de gobernar iba a ser, precisamente, la salvaguarda de las personas.

 Lo que los andaluces han expresado en las urnas, con la retirada masiva de votos al Partido Popular, no ha sido otra cosa que el rechazo a las políticas que la derecha ha venido aplicando en los últimos tres años desde Madrid y que sólo han generado sufrimiento, desigualdad y dolor. Los ciudadanos han dicho alto y claro que la protección de las personas debe situarse en el centro de las políticas y cualquier gobernante mínimamente responsable debería tomar nota de ello.

Los socialistas llevamos la defensa de las personas en nuestro ADN y por eso, los resultados de las elecciones autonómicas nos hacen mirar con esperanza lo que pueda ocurrir en mayo, en las elecciones municipales. Nuestro proyecto tiene unas bases muy claras: creación de empleo, transparencia y participación, igualdad para nuestros barrios, defensa de los servicios públicos desde lo municipal y aumento en políticas sociales, todo ello acompañado de una mejora en la eficiencia, suprimiendo gastos innecesarios para poder dedicar el dinero a lo verdaderamente importante, que son las personas.

 Estas líneas de trabajo, que estamos presentando a los vecinos barrio por barrio y que estamos enriqueciendo con las propuestas concretas que ellos nos hacen llegar, estoy convencido de que nos van a permitir volver a conectar con la ciudadanía de Almería capital, que empieza a estar cansada de tener un Ayuntamiento opaco, que gobierna desde las alturas y que trabaja para los cuatro de siempre. La ciudad de Almería merece otra cosa: merece que su Gobierno municipal se ocupe de las personas. En Andalucía ya ha quedado claro que ésa es la voluntad ciudadana y estoy convencido de que ese tiempo nuevo que se ha abierto en la Junta terminará abriéndose también en Almería.

 (Artículo publicado en ‘Diario de Almería’ el 26 de marzo de 2015)

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario